Facundo Molares: transgresiones en su traslado al penal de Ezeiza

Llegados a las 8.30 hs de la mañana al Penal, unidad uno, fuimos correctamente recepcionados por la guardia aunque no pudimos cumplir con la entrevista previa con la dirección del penal dada la ausencia del titular y de su segundo por lo que procedimos a solicitar visitar a Facundo en el Hospital Penal Central lo cual fue concedido solícitamente.

Pudimos conversar en privado con Facundo Molares Shoenfeld por un espacio de más de una hora, confirmar que ha sido alojado allí en virtud del protocolo de aislamiento por Covid19 siendo las condiciones de alojamiento razonables y en línea con lo vigente para estos casos.

Lo que corresponde denunciar es el traslado efectuado por el Servicio Penitenciario Nacional del cual observamos las siguientes transgresiones: 

a) A diferencia de otros internos, a Molares no le fue comunicado el traslado con anterioridad debiendo preparar sus pertenencias en un mínimo de tiempo sin que pudiera trasladar unos veinte libros que constituían su biblioteca personal y otras pertenencias.

b) El traslado se efectuó en un camión del SPF que no contaba con baño, siendo sujeto a una cadena que lo sujetaba al piso y soportando veinticuatro horas sentado en una silla rígida sin acolchado alguno. 

c) Durante las 24hs no se le suministró alimentación adecuada a su régimen de salud y solo recibió un sándwich que Molares entiende que fue donado por el personal a cargo del traslado.

d) Cabe acotar que Facundo se encuentra cursando una serie de tratamientos para las enfermedades que sufre que fueron severamente agravadas durante su cautiverio en las cárceles de la dictadura boliviana, cautiverio que el propio Presidente Fernández contribuyó personalmente a terminar en diciembre de 2020 enviando dos aviones de la flota presidencial. 

Consideramos este accionar típicamente violatorio de la Convención contra la Tortura y Otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes: Adoptada y abierta a la firma, ratificación y adhesión por la Asamblea General de las Naciones Unidas en su resolución 39/46, el 10 de diciembre de 1984. Entrada en vigor: 26 de junio de 1987, de conformidad con el artículo 27. Incorporada en nuestra CN en 1994, Y su protocolo facultativo de Prevención contra la tortura tratos crueles o degradantes. 

Hacemos responsable de este accionar, y de las consecuencias que pudiera traer en el estado de salud de Facundo Molares Shoenfeld a la interventora del Servicio Penitenciario Nacional Doctora María Laura Garrigos. 

Por la Liga Argentina por los Derechos Humanos, José Schulman y Ángel Panduro

Notas relacionadas:

“Perfil criminológico y antecedentes de peligrosidad”

Bolivia: El Ministro de Justicia pide revisar el caso de Facundo Molares

Trasladaron al periodista Facundo Molares al Penal de Rawson

Miles de manifestantes marcharon en Buenos Aires exigiendo la libertad de Facundo Molares

 
 
DMC Firewall is a Joomla Security extension!