El rol de las mujeres en la Soberanía Alimentaria

En el presente ensayo se realizará una recorrida por el concepto de la Soberanía Alimentaría y la economía feminista como alternativa al mercado capitalista de producción.
 
Se intentará caracterizar la división sexual del trabajo en vistas de aportar a la desnaturalización de la mujer en determinados espacios. Y concluiremos con ejemplos sobre las resistencias femeninas en las luchas por la tierra. La visibilización de la mujer como actora social en la resistencia por la soberanía alimentaría será clave en la identificación de las nuevas formas de sentispensares".

El concepto de la soberanía alimentaria desarrollado por la Vía Campesina en el plenario de la Cumbre Mundial de la Alimentación de 1996 enuncia entre otros objetivos el reconocimiento de los derechos de las mujeres campesinas que desempeñan un papel esencial en la producción agrícola y en la alimentación. De ésta afirmación se intentará abordar el entendimiento del rol de la mujer en la construcción de la soberanía alimentaria. 

Históricamente han sido las mujeres las encargadas del cuidado de la vida, apareciendo la sostenibilidad de la vida como absoluta responsabilidad de las mismas. Es así cómo las mujeres son las encargadas de las tareas domésticas, el cuidado de los hijos y las hijas y de los ancianos y las ancianas tanto en la salud como en la educación y la organización de las tareas en la vivienda que implican la planificación de las compras de víveres, la ejecución de las comidas y la limpieza del hogar entre otras.

La incorporación al mercado laboral no ha hecho más que supeditar a la mujer a empleos de baja calidad, con salarios notoriamente inferior al de los hombres y a las multitareas. El patriarcado se ha enquistado en la sociedad, y  el capitalismo se ha consolidado como un modelo económico, político, social y cultural basado en la explotación del hombre pero más aun en la de la mujer. El aumento del metabolismo social ha hecho colapsar hasta las estructuras más sólidas planteadas por el capitalismo: la acumulación.

Hoy atravesamos una crisis mundial, una pandemia que nos hace repensar la forma de producir y consumir. 

Transformar el mundo supone un cambio paradigmático donde se prioricen otros valores de vinculación, de tenencia y de intercambio. Si bien dicha transición deberá ser gradual es urgente situar un horizonte donde se debata el rol de las mujeres en la organización social, sin discriminación de género. 

El acceso a la tierra para quienes la trabajen incluyendo a las mujeres campesinas. La necesidad del diálogo de saberes recuperando los conocimientos ancestrales que nos reconecten con nuestra madre tierra.

En el presente ensayo se realizará una recorrida por el concepto de la Soberanía Alimentaría y la economía feminista como alternativa al mercado capitalista de producción. Se intentará caracterizar la división sexual del trabajo en vistas de aportar a la desnaturalización de la mujer en determinados espacios. Y concluiremos con ejemplos sobre las resistencias femeninas en las luchas por la tierra. La visibilización de la mujer como actora social en la resistencia por la soberanía alimentaría será clave en la identificación de las nuevas formas de sentispensares.

Contacto: 

Analía Zamorano - Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Documento compelto AQUI

DMC Firewall is a Joomla Security extension!