Juicio Popular ante la impunidad

Ante la preocupante situación de violación de los derechos humanos en México, se realizará los días 3 y 4 de agosto un Juicio Popular a Uro, Vicente Fox, Carlos Abascal y Felipe Calderón.

(APPO) México- Ante esta impunidad que priva frente a los diferentes hechos consumados violatorios de los derechos humanos y la falta de aplicación de justicia para los pobres, rescatamos un derecho imprescindible amparado en el artículo 39 de la constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos: el de instituirnos instancias de justicia que retomen los casos del pueblo y lo lleven ante las instancias internacionales.Estas son las razones que nos convocan a todas las fuerzas democráticas del país, a todos aquellos que han sido agredidos en sus derechos humanos y todos los que hemos sufrido la guerra sucia del Estado.
Convocando a todas las organizaciones estatales, nacionales y personas del mundo para que asistan y participen como testigos de calidad y/o participantes en el Tribunal Popular a realizarse los días 3 y 4 de agosto, o que realicen acciones en donde estén, de modo que este juicio se convierta en una acción mundial contra la impunidad en cualquier parte del mundo.
La intensificación de las acciones represivas en contra de los movimientos sociales del país, se profundizan cada vez que avanza el neoliberalismo, en la aplicación de sus proyectos como el de las reformas estructurales, la privatización de los servicios públicos y las empresas estratégicas para el desarrollo del país, el saqueo de los recursos naturales, son algunos de los contenidos de un proyecto de explotación expresados en el Plan Puebla Panamá, el proyecto transístmico y otros.
Por un lado el aumento lacerante de la pobreza de millones de mexicanos mientras por el otro se constituye un polo del enriquecimiento de una minoría, expresados en las empresas trasnacionales y los ricos nacionales que han impuesto un gobierno que está deslegitimado por no haberse respetado la voluntad popular.
Como resultado opuesto al neoliberalismo el descontento popular se profundiza, surgen las resistencias populares en todas partes del país y del mundo; esta situación demuestra a deslegitimación de las instituciones del gobierno que está preparando a los cuerpos policíacos y el ejército para usarlos contra las luchas del pueblo.
A hechos palpables de represión como los de Atenco, Acteal, Sicartsa, la Parota, y casos de falta de procuración de justicia, como el de Pasta de Conchos y el de las mujeres asesinadas en Ciudad Juárez, se sumó la represión sangrienta de Oaxaca, que se manifestó de manera escandalosa el 14 de junio y el 25 de noviembre y a través de la ocupación de la ciudad de Oaxaca por parte del ejército disfrazado de la PFP, intentando aplastar y ahogar en su propia sangre a un pueblo indefenso y a la APPO que clama justicia. El saldo fue más de 350 hombres, mujeres, jóvenes y ancianos detenidos, los cuales fueron torturados y en muchos casos violados sexualmente, en los penales de máxima seguridad del país; más de 60 asesinatos políticos además de las desaparecidas; alrededor de 500 órdenes de arresto liberadas con las que se persigue ferozmente a los activistas sociales. Esas son muestras claras del terrorismo de estado que han aplicado los gobiernos neoliberales, medida que pretenden fortalecer en todo el país.
Hay una impunidad y silencio que no condena los abusos que vivimos quienes nos organizamos para exigir justicia en sus diversos ámbitos y que han pasado a convertirse en un instrumento que el estado necesita para imponer el “orden”, usando los degradantes métodos fascistas e inhumanos. Ninguno de los funcionarios que han incurrido tanto material e intelectualmente en actos violatorios a los derechos humanos han sido castigados y en el peor de los casos, son protegidos por el sistema de “justicia”.

DMC Firewall is developed by Dean Marshall Consultancy Ltd