Denuncian al Intendente de Rosario

Trabajadores municipales en negro del Servicio Público de la Vivienda sólo pretendían solicitarle una audiencia al Intendente rosarino. Pero Miguel Lifschitz, cubierto por un enorme operativo policial, se escapó de la Casa de Gobierno.
El martes, pasadas las 21, y luego de una espera de más de 10 horas donde de los trabajadores municipales en negro del Servicio Público de la Vivienda sólo pretendían solicitarle una audiencia al Intendente rosarino, se encontraron con la sorpresa de un enorme operativo policial que se utilizó como escudo para facilitarle una vía de escape de la Casa de Gobierno. "Agotadas todas las instancias formales y sin ningún tipo de respuesta en estos últimos cuatro meses los trabajadores del organismo solo solicitaban desde las 11.30, una respuesta en torno a la situación laboral, de 140 trabajadores en negro que entre los 5 y 10 años de contratos vienen padeciendo en el Municipio", explicaron los representantes de la Asociación Trabajadores del Estado de Rosario (ATE-CTA). "Mientras el intendente Miguel Lifschitz escapaba por la puerta de la calle Buenos Aires, el Subsecretario de Gobierno Miguel Pedrana se escudaba sin ningún tipo de respuesta rodeados de policías negando sistemáticamente la posibilidad de una propuesta clara sobre el destino laboral de los mismos", agregaron desde el sindicato.
DMC Firewall is developed by Dean Marshall Consultancy Ltd