Red Eco Alternativo ***

Contra la reforma laboral "de hecho" y por la reincorporación de los despedidos en el Ingenio San Isidro

El Sindicato de Obreros y Empleados del Azúcar San Isidro (SOEASI) denunció diversas irregularidades e incumplimientos por parte de los actuales dueños del Ingenio San Isidro, ubicado en la localidad de Campo Santo, Departamento de General Guemes, a unos 50 kilometros de la capital salteña.

El conflicto comenzó hace 10 meses con el cierre intempestivo del ingenio por parte del grupo empresario multinacional Gloria, de origen peruano, que dejó a 730 trabajadores y sus familias en la calle y lesionó gravemente a la economía regional de Salta y especialmente a toda la población de General Güemes.

A partir de ese momento, tanto el gobierno nacional como la administración provincial encabezada por Juan Manuel Urtubey hicieron oídos sordos a los reclamos obreros para la reapertura del principal polo productivo de la región que se expresaron con marchas en la capital provincial por parte del SOEASI y distintas medidas que fueron acompañadas por todo el movimiento obrero, organizaciones sociales, estudiantiles y políticas locales, contando con el apoyo de sus pares a nivel nacional.

El grupo empresario tucumano que aparentemente compró la empresa, ingresó en el escenario con una política de explotación digna del siglo XIX, desconociendo los derechos históricamente adquiridos de todos los trabajadores del ingenio San Isidro e intentando destruir a la organización sindical que los representa, el SOEASI, y vulnerando toda la legislación laboral y sindical vigente en la Argentina.

Trajeron empleados de otras provincias discriminando a los trabajadores locales con antigüedad, redujeron salarios y derechos con vigencia legal, estigmatizaron a delegados y a la totalidad de la comisión directiva del SOAESI, no reteniendo el aporte sindical ni depositando como marca la ley esas cuotas, incumpliendo los horarios laborales legales y presionando mediante el fantasma del desempleo y sus secuelas de miseria a todos aquellos que se atrevieran a expresar cualquier reclamo.

Todo ello con la actitud cómplice del gobernador Urtubey y sus funcionarios, que cuando rompieron su silencio lo hicieron únicamente para justificar a una patronal depredadora actuando como si fuesen ellos también una dependencia administrativa del ingenio.

Mariano Cuenca, secretario general del SOEASI, dijo que “ni siquiera han pagado el 50 por ciento de las indemnizaciones que debían hacerse efectivas tras el tendal que dejó el Grupo Gloria en enero de 2018. Y ni hablar de los susidios interzafra cuyos montos y tiempos de recepción debían ser actualizados al igual que el fondo de desempleo.

Cuenca se manifestó también contrario “al pago en negro de salarios e incumplimientos graves por parte de los actuales patrones que afectan a quienes están actualmente trabajando en el ingenio. Quieren volver a épocas lejanas en el tiempo en materia de condiciones laborales y mezclar su mentalidad feudal con la resignación y mansedumbre malentendida que tratan de instalar entre los trabajadores. Que esto no se detenga, sería un muy mal precedente porque seguramente otros explotadores intentarán aplicar esos mismos métodos en todo el país, tanto contra las organizaciones sindicales como contra los movimientos sociales en general y el conjunto del pueblo argentino”.

Fuente: ACTA-CTA Equipo de Comunicación de la CTA Nacional

 

Logo agenda

SUSCRIPCIÓN / para recibir información

Una vez por semana el colectivo elabora un boletín con las noticias más relevantes a nivel nacional e internacional

 
DMC Firewall is a Joomla Security extension!