Encuentro plurinacional: “Ponerle un nombre a lo que somos, porque aquello que no es nombrado no existe”

Hace casi una semana estaba a punto de iniciarse el 34 Encuentro Plurinacional. Nos preparábamos para participar. Estabamos ansiosas y expectantes. Para alguna de nosotras era nuestra primera vez. Nunca imaginamos lo que sería estar allí durante tres días y cómo esa experiencia nos atravesaría el cuerpo y la mente. Y para las que ya habíamos participado de otros encuentros, fue tan movilizante como lo es cada uno. Estos relatos que compartimos a continuación son una parcialidad subjetiva. Son los relatos y las miradas de mujeres que participamos del colectivo Red Eco Alternativo (*)


La Plata, Territorio Querandí - Octubre de 2019

Era el sábado 12 a las 00.10 hs y nos tomábamos el colectivo 129 desde Retiro hacia La Plata. La luna estaba entre las nubes y la lluvia deseaba convertirse en tormenta, lo que finalmente ocurrió durante la madrugada.

Estábamos “manija” por el encuentro, porque no solo iba a ser multitudinario sino que también iba a ser histórico por el cambio de nombre: el Encuentro Nacional de Mujeres ahora pasaría a llamarse Encuentro Plurinacional de mujeres, lesbianas, travestis, trans, bisexuales y no binaries. Entre tanta emoción y preparativos una de nosotras olvidó el celular, pero parecía no importarle y anduvimos recuperando métodos ancestrales, tales como escribir en un papel.

El sábado amanecimos con una gran tormenta y mucha información cruzada porque se avisaba a través de redes sociales que la apertura oficial se suspendía (el estadio estaba inundado y había tormenta eléctrica). Sin embargo, desde la campaña “Somos Plurinacional” no cedieron ante los motivos climáticos y se realizó una movilización hacia el Estadio Único de La Plata para realizar un breve, pero contundente, acto de apertura.

Mientras tanto, las mujeres de la Red Nacional de Medios Alternativos y Radialistas Feministas nos agrupábamos la radio comunitaria platense, Radionauta,  para conocernos y reconocernos, para reencontrarnos y organizar la cobertura colaborativa que realizamos cooperativa y solidariamente, en la que entre todas construimos comunicación alternativa y comunitaria. 

34 radionauta

Ya por la tarde y caminando por las diagonales de La Plata llegamos a diferentes talleres, de los más de 100 que se repartían por la ciudad. Asistimos al taller de Feminismo marrón coordinado por el colectivo Identidad Marrón, que contó con la presentación de una genealogía del cine argentino realizado por Florencia Mamani, quien estaba vestida con el uniforme de empleada doméstica que usa su mamá. Esta genealogía revela las identidades que se muestran en el cine y las posiciones que ocupan. Sandra Hoyos conversó con nosotras y destacó la importancia de la identificación en las prácticas feministas: “Los cuerpos marrones son pensados como indios salvajes vinculados con el malón y eso está relacionado con un contexto histórico que intentó consolidar la idea de estado nación con esas identidades que van por fuera… la colonialidad del poder nos termina ordenando, les marrones están en las cárceles, en la villa, en los barrios periféricos, no tienen profesión y quienes los tenemos somos sospechades … en el trabajo social siempre nos identifican como persona que tiene que ser asistida, nunca nos pueden construir como profesionales…” Este colectivo  realizará el 25 de octubre un conversatorio de “Feminismo al margen” en la Universidad de General Sarmiento, donde va a estar Chana Mamani, Karina Leguizamón (Red de mujeres de Moreno) y Mabel Meluchi.

34 feminismo marron

También participamos del taller de Mujeres y artes marciales. Todas creíamos que íbamos a ser pocas, que quizás no venía nadie, que ninguna, además de cada una de nosotras, iba a estar interesada. Para sorpresa de todas, a cada ratito se llenaba más el salón hasta que fuimos más de 50 mujeres, de todas las edades y de distintos puntos del país y de América Latina compartiendo las primeras impresiones de encontrarnos con otres que también disfrutan de practicar artes marciales.

Como en todos los ámbitos donde el patriarcado existe, en las artes marciales y los deportes de contacto está repleto de experiencias de maltratos, de discriminación a las mujeres y disidencias, de desprecios y subestimación. Pero no nos quedamos en el relato de experiencias y nos propusimos construir un espacio de contención y denuncia frente a estas situaciones.

Al salir de los talleres la magia del Encuentro se sentía mucho más: la lluvia había mermado y la ciudad se vestía de verde, violeta y wiphalas y se decoraba con brillos. La movilización que generan los talleres y el encuentro con otres nos llenó de magia que iba circulando entre nosotres por las calles iluminades por el glitter. 

34 plurinacionales

En el camino hacia la marcha contra los travesticidios y transfemicidios nos encontramos con la editorial “La ciudad de las mujeres” que vino desde Rosario especialmente y las acompañamos al puesto de feria para conocer su material. Laura Remis nos contó que es el 4º Encuentro en el que participan y que empezaron a editar a autoras mujeres porque “más que nada leemos muchas autoras que hablan sobre otros autores pero no vemos autoras que hacen sus propias producciones, empezamos con Sor Juana y Simone de Beauvoir... A partir de los Encuentros y del movimiento feminista empezamos enterarnos en un montón de teoría como Preciado y otras europeas pero después empezamos a relacionar con nuestras propias teorías de Latinoamérica y de la descolonización. Por eso para este encuentro traemos libros que son de autoras de acá, como Chana Mamani que es boliviana pero vive en Argentina.”

En la plaza tuvimos la oportunidad de hablar con Emilia Carvallo, quien forma parte de la Asamblea de feminismo transversal que se llama “Conurbrava” e intenta recuperar el feminismo de las periferias: “es muy importante para nosotras participar y generar experiencias colectivas y también transmitir desde nuestra territorialidad, nosotras somos de Glew de Almirante Brown… si bien parece que el feminismo solo ocurre en Capital Federal, nosotras intentamos generar lazos con el conurbano bonaerense”. Además, conversamos sobre uno de los principales debates del encuentro: “estamos a favor de que sea plurinacional y a favor de las disidencias, de acompañar aquellas personas que luchan como compañeres y sufren las mismas opresiones que nosotras... es importante para que todes estemos incluides porque sufrimos las mismas opresiones del sistema patriarcal y que nos encontremos unides antes la adversidad y también reconocernos y ponerle un nombre a lo que somos porque aquello que no es nombrado no existe… el lenguaje te da un mundo de posibles y cuando uno no es nombrado deja de existir y es como si no existiera y estamos todes acá, entonces es importante que sea plurinacional y es importante también que esté con las disidencias”

34 futbol

Ya en la marcha contra los travesticidios y transfemicidios, alrededor de las 19.20 hs se escuchaba el agradecimiento: “me pone muy contenta de que la marcha contra los travesticidios empezó a crecer, y agradecerles por las compañeras travas y pedirles también que, así como acompañan a las travas con este grito que es basta de travesticidios y femicidios, empiecen también a abrazar lo plurinacional, la plurinacionalidad de la que venimos, no es un solo Estado, son muchos Estados incluso con las travas adentro, estoy muy feliz... Furia travesti!”

El domingo era un mundo de gente y cerca de las 17 hs el andar se complicaba. Frente a la carpa de MuMaLá hablamos con Johana, referente provincial de Jujuy:  “MuMaLá es Mujeres de la Matria Latinoamericana. Tenemos un observatorio de mujeres, disidencias y derechos y hacemos registro territorial de femicidios”. El surgimiento de esta colectivo está profundamente vinculado a la realidad de las mujeres en esa región: "Las mujeres en Jujuy somos muy precarizadas tenemos muy pocas mujeres trabajando en blanco y con empleo estable, la mayoría trabajan en ferias de trueque y cooperativas porque no entramos en los cupos laborales. Además, en Jujuy tenemos un alto índice de madres adolescentes y el problema de que las ciudades se proclaman pro vida arbitrariamente. A las mujeres que estamos organizadas nos pusieron una estigmatización muy grande... cualquier historia que venga de una organización social se demoniza. Morales no quiere ese modelo y tenemos que hacer el trabajo de empatizar con la sociedad”. Nos contaron el esfuerzo que representa para el colectivo venir al encuentro pero también lo importante de participar: “En estos encuentros se tratan muchos temas y no solo el tema del aborto, que ha penetrado hasta tal punto que se ha invisibilizado toda la lucha... estamos ahí en el proceso de deconstrucción sobre el feminismo e hicimos un análisis de lo que se muestra según diferentes grupas y diferentes medios hegemónicos y alternativos (que se encargan de cubrir todo el encuentro y que muestran la verdad de toda la lucha)". Además, conversamos sobre los debates más candentes y nos dieron su opinión: “Nosotras estamos de acuerdo con que sea plurinacional, nos identificamos como plurinacional; de hecho en nuestra provincia las raíces originarias son muy fuertes y a la vez personas que no se sentían parte de la comunidad están recuperando nuestra identidad originaria… y estamos trabajando con pueblos originarios... abiertos a esas nuevas generaciones que encontraron en esta tierra fértil para volver a florecer en esa identidad. Por eso es importante el cambio de nombre... lo que no se nombra no existe, plurinacionales somos y vamos a seguir siendo."

femicidios


Preparada para arrancar la marcha, Evelina Díaz de la Dirección de inclusión, discapacidad y derechos humanos de la UNLP y de la Comisión de accesibilidad al Encuentro nos informa sobre el hecho histórico de tener por primera vez una comisión para el encuentro que contempla a las discas, diversidades funcionales y sordas:  “Es muy emocionante porque, pese a muchas resistencias de la parte hegemónica del Encuentro,  hemos logrado estar acá, que siempre las discas andamos pidiendo permiso. Logramos tener intérprete pese a las resistencias, material en braille, armamos un formulario para todas las compas que quieran pedirnos apoyo y así sepamos que  necesitan... y bueno fue una lucha bastante importante porque nos desoyeron, no nos contemplaron o no aparecemos dentro de la Comisión Organizadora (del Encuentro) cuando estamos desde el inicio; se negaron a muchas cuestiones que pedimos pero aun así logramos avanzar. Pero por qué decimos esto, porque las compas con discapacidad si no sabemos que tenemos esto, nuestro apoyo, no podemos salir de nuestras casas y es necesario que nuestras voces, que nuestras corporalidades disidentes estén acá, porque también son territorios en disputa hegemonizados por la medicina, por lo más biológico, y reivindicarnos como sujetas políticas es muy importante. Somos más de 80 compas discas y sordas; es un montón”

34 discapacidad

A dos horas de comenzada la marcha nos cruzamos con Raysa quien forma  parte del colectivo de "Las de sistemas” que es una comunidad de mujeres, lesbianas, trans y no binaries que trabajan en la industria tecnológica. “Es la primera vez que participamos como comunidad. Algunas compañeras veníamos yendo a anteriores encuentros entonces en base a esa experiencia decidimos tomar el desafío de organizarnos y venir juntas al encuentro”. Al consultarle sobre la situación de las mujeres y disidencias en la industria tecnológica nos comentó : “Hoy en día somos la minoría, nos llama la atención porque en los comienzos de la informática las mujeres éramos mayoría, de hecho la primera persona que programó, la primera persona programadora es una mujer y a medida que pasó el tiempo la brecha de género aumentó y hoy en día representamos casi a un 14% de mujeres en la industria y no se tienen datos de las disidencias que hay en la industria que nosotras también venimos exigiendo que somos una comunidad diversa y las disidencias son parte de la comunidad”. Sobre el cambio de nombre nos decían: “somos una comunidad que no solo somos mujeres sino que incluimos a todas las disidencias y estamos super de acuerdo en que se cambie el nombre, estamos a favor de la campaña Somos Plurinacional y nos gustó saber que en todos los talleres que veníamos participando coincidimos con todas las compañeras y manifestamos en todos los documentos de los talleres que estamos a favor del cambio de nombre”

IMG 1564

La marcha fue larguísima, de dimensiones históricas y con un bello espíritu. Pero aún quedaba un desafío: el acto de cierre, en el que se propondría el cambio de nombre y se elegiría nueva sede. Pero no todo fue glitter en este cierre, y aunque les compañeres que participaron ya estaban cansadas, seguía habiendo ambiente de fiesta y agite, pero también de disputas políticas. Cerca de la barrera de seguridad se vieron escenas que no queremos en nuestro feminismo plurinacional y disidente. Al respecto, Juliana Díaz Lozano, referente de la Campaña #SomosPlurinacional, nos decía: “Ingresamos con una columna de la campaña #SomosPlurinacional y además un montón de organizaciones que venimos luchando porque se formalice el día de hoy el cambio de nombre, el cambio que creemos que ya se dio en los hechos desde hace varios encuentros, y nos encontramos en primer lugar con una muy mala organización pero además con un aparato burocrático que impidió entrar a las personas en horario, estuvimos haciendo cola todas las personas para entrar desde hace horas, finalmente cuando logramos ingresar vemos que hay una distribución del espacio que tiene que ver con reproducir las lógicas de poder que se quieren dar desde la comisión organizadora oficial, en el sentido de privilegiar los aparatos y no permitir el debate. Nosotras queremos simplemente poder llegar al escenario para poder hacer la propuesta que se quiere acallar por todos los medios, que es la de poder hacer acá una ovación por el cambio de nombre. Creemos que estos 3 días demostraron que realmente hay una masividad dentro de los encuentros para quienes ya el nombre de Encuentro Nacional de Mujeres es una mentira, es antiguo y no tiene nada que ver con la composición real de los encuentros, que con una mirada liberadora e inclusiva planteamos desde lo plurinacional y un encuentro de mujeres lesbianas, travestis trans, bisexuales y no binaries, que nos parece que se da en los hechos por la composición que cualquier persona puede mirar de los encuentros. Realmente queremos denunciar que esta situación un poco da cuenta de todo lo que viene pasando en estos meses de organización, pero que además no dejar entrar a una columna importante dentro del encuentro, a proponer este cambio que realmente tiene un apoyo masivo, demuestra unos métodos terribles de censura que van en contra del encuentro plural, autogestionado, inmenso, que venimos construyendo desde hace 34 años con el movimiento feminista.”

IMG 1382  IMG 1505 

Con una metodología de dudosa legitimidad y que nos dejó estupefactas, quedó establecido que el próximo encuentro será en San Luis. 

Luego de intentarlo un rato y pese a las resistencias de la organización, Claudia Vázquez Haro, activista travesti trans subió al escenario y proclamó: 

“Tuvimos la segunda marcha para decir Basta de travesticidios y transfemicidios, … que nos abrazó, nos hermanó en esta ciudad de La Plata, que ha sido laboratorio para las detenciones arbitrarias, los malos tratos, crueles, inhumanos, para las compañeras travestis y trans. Acá, en esta ciudad, donde murieron 4 compañeras trans travestis privadas de su libertad, nos sentimos abrazadas en esta segunda marcha. Por nosotras, que militamos históricamente en este feminismo amplio, feminismo popular, en este feminismo donde nos expresamos todas y todos, fuimos una vez más a sentar el compromiso de seguir luchando en contra de todo tipo de violencia contra las mujeres, contra las disidencias sexuales, en contra de la xenofobia, en contra del racismo, compañeras, tenemos que aprender a escucharnos, tenemos que aprender a respetarnos en las diferencias, no podemos callar nuestras voces, el enemigo no está acá, el enemigo es el patriarcado (..) Nosotras tenemos luchas en comunes, de exclusión, de opresión, y no podemos nosotras enfrentarnos, porque eso es lo que quiere el patriarcado. Terminamos este encuentro que ya es plurinacional de mujeres, lesbianas, trans, travestis y en San Luis estaremos resistiendo.” 

Además, una activista que también consiguió subir al escenario nos recordó lo valioso del feminismo y la pluralidad:

“La historia nos demanda que este encuentro ya es plurinacional y de las disidencias. La Plata, el 34 Encuentro de La Plata cambió la historia de los encuentros, por ser el más masivo (…) los feminismos somos indígenas, comunitarios, villeros, (…) El feminismo no es uno solo, el feminismo no es hegemónico, el feminismo no es de las mujeres blancas de clases medias teoricistas. En este encuentro vinimos a nombrar lo que en 33 años no se nombró: el 34 encuentro de la Plata ya es plurinacional y de las disidencias."

 Galeria fotográfica Red Eco

(*) Natalia S., Ana Cáceres, Natalia Pastor, integrantes de Red Eco y la colaboración de Juli Bralo

DMC Firewall is developed by Dean Marshall Consultancy Ltd