Red Eco Alternativo ***

“Es la banalidad del poder, la superficialidad del poder”

Así lo afirmó Eduardo Lucita, en la entrevista de Enredando las Mañanas, el programa de la Red Nacional de Medios Alternativos. El integrante de Economistas de Izquierda (EDI) opinó sobre el panorama económico, acerca del doble filo del precio del dólar y la deuda que generan las tasas de casi el 70% para contenerlo, la consecuente recesión que se espera para los próximos meses y de las distintas negociaciones en juego para aprobar el presupuesto 2019. Por RNMA

 

Enredando Las Mañanas: Hay existimo con el dólar a 37 y parecería que en el inconsciente colectivo hay cierta relajación ¿tiene razón de ser eso o no?

Eduardo Lucita: Bueno desde el punto de vista del interés que tenía el gobierno de frenar a como fuera la evolución del tipo de cambio, y eso era también siguiendo la directiva del Fondo, que significaron incluso el reemplazo del titular del Banco Central, digamos que el gobierno se siente más tranquilo. Usted sabe que la evolución del tipo de cambio tiene un impacto político en general muy fuerte siempre, entonces, desde ese punto de vista sí.

Ahora está, como usted decía, el alto costo que tiene esto en términos económicos y en términos sociales. Porque la recesión se profundiza y ya hay algunos como Melconian que están hablando de una recesión de 12 meses. Ya las estimaciones del Fondo Monetario, que acaba de tener su asamblea anual en Bali, ha dado a conocer lo que hace cada seis meses, las perspectivas económicas globales, y es más pesimista sobre la evolución económica de la Argentina que el propio gobierno. Habla de que éste año la economía va a caer 2,6% y el año que viene 1,6% es decir se pierden prácticamente 5 puntos del PBI en dos años.

Si uno toma que el último año de fuerza y crecimiento del PBI fue en 2011, si hace la cuenta, el Presidente Macri se va a ir dejando un país mucho más chico que el que dejó Cristina Fernández de Kirchner, no sólo mucho más chico, sino con más desocupación y sobre todo un endeudamiento feroz.

El costo de frenar el dólar es a costa de tener una deuda muy significativa.

ELM: Ahora bajó el dólar generando esta deuda a tasas de un 70% pero ¿Cuánto tiempo se puede sostener esa nueva bicicleta?

EL: Bueno, en los planes del Gobierno y en el acuerdo con el Fondo esto va a ser así hasta fin de año. Ellos dicen hasta fin de año, ahora ya para fin de año habrán liquidado las Lebac. Han creado otros monstruos como las Leliq, las letras del tesoro, etc. pero no son las Lebac, que era un monstruo que había creado Sturzenegger y que generaba una masa de dinero enorme.

Claro, el costo de liquidar las Lebac son a  tasas del 72%, del 50%, tasas que obviamente encarecen tremendamente el crédito para los consumidores con tarjeta de crédito, para las empresas pequeñas y medianas que tienen que financiar su capital de trabajo. Y todo esto lo que está dando por resultado es una brutal caída del consumo, porque además  esto va acompañado de altas tasas de inflación, que eso parece que están asimiladas.

Hoy tienen que dar a conocer la tasa de inflación de septiembre, que la estimaban alrededor  de un 5 el 7% (1).  Si eso es así quiere decir que el piso para octubre no es inferior a un 4% , 4,5%. Entonces ya se habla que para fin de año la tasa de inflación anual va a estar en 50 puntos, eso es impresionante, y que los salarios y las jubilaciones van a perder entre 10 a 15 puntos cada uno, según sea el sector privado o público.

O sea, el mecanismo para frenar el alza en el tipo en cambio, es tasas estratosféricas, que no se pagan en ningún país del mundo, y el mecanismo para frenar la inflación es una aguda recesión hasta que llega un momento en que la parálisis de ventas va a hacer que las empresas, al menos en teoría, empiecen a bajar los precios.  Veremos cuál el comportamiento en los próximos meses.

ELM: Esto ya afecta de manera muy directa a un sector importante del propio electorado del equipo de gobierno.

EL: El gobierno está manejando las expectativas. Ya hace tiempo que viene anunciando ya no que lo peor ya pasó, sino que lo peor está por venir.

Nos dicen los mismos funcionarios del gobierno, ellos hablan de que se vienen dos trimestres recesivos, que hay que aguantar, pero que después la cosa va a empezar a recomponerse.

Por algo la imagen del Presidente, la evaluación de la gestión del gobierno ha caído en picada en las encuestas. Eso no quiere decir que la gente no lo vuelva a votar, habría que ver que pasa de aquí a octubre del año que viene. Vamos a ver qué pasa con la situación internacional, cómo impacta acá lo de Brasil, que también es fuerte, porque si Bolsonaro es consecuente con lo que viene diciendo, va a liquidar el Mercosur. Así que hay que ver como evoluciona esto. Pero también Bolsonaro había dicho que iba a privatizar todo, los militares hicieron una declaración y ahora ha dado marcha atrás con eso. Así que hay que ver qué pasa.

ELM:¿Qué impacto puede llegar a tener el presupuesto 2019 en el año venidero?

EL: Ahí vamos a ver, porque el presupuesto implica un ajuste muy fuerte que se está discutiendo en este momento, todavía no lo sabemos.

Incluso ustedes saben que el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional hasta ahora es un acuerdo verbal, no está firmado. El gobierno dice que no se firma porque los tiempos de la burocracia del Fondo son más lentos etc, cosa que es cierto, pero también hay rumores que dicen que el Fondo no lo quiere firmar hasta que no vea  el resultado del presupuesto y que haya por lo menos una media sanción en Diputados. Por eso la urgencia de sacar dictamen de Comisión y aprobarlo en Diputados, media sanción, el miércoles que viene.

Pero entonces hay que ver qué es lo que está proponiendo el Fondo para el presupuesto, por alguna razón el Fondo lo quiere ver por lo menos con media sanción de la Cámara de Diputados.

Se dice que hay un ajuste mayor. Lo que sí sabemos es que salud, educación y gasto social no jubilatorio son los grandes perjudicados. Especialmente en salud y en educación el recorte en gastos, todo para lo que sea obras, mantenimiento de edificios, insumos para la salud, todo eso, las partidas presupuestarias caen brutalmente.

Y del punto de vista de los salarios de salud y educación bueno, los está licuando la inflación. Hasta ahora el aumento es de un 15 y 18% y la inflación va a ser de 45% o 50%. Los empleados públicos pierden entre 15 o 20 puntos.

ELM: Y el impacto que puede llegar a tener en las ya golpeadas economías regionales ¿cuál puede ser?

EL: Bueno, hay que ver cómo se compensa eso, porque las economías regionales se están viendo beneficiadas con el tipo de cambio recontra alto, y además creo que hay algunas cuestiones que no van a tocar, como Bienes Personales, que son ingresos fuertes para las provincias.

Me parece, pero yo no conozco la letra chica, porque hay en danza una serie de discusiones que las deben estar arreglando en este momento, a último momento, pero me parece  que lo principal del ajuste recae sobre el Estado nacional y no sobre las provincias creo.… esto que le digo tómelo en borrador.

ELM: ¿Cuál es la perspectiva para estos 2 o 3 meses que quedan para finalizar el año?

EL: Reconocido por éste gobierno que la recesión se va a profundizar, de aquí a fin de año la recesión va a ser muy fuerte, la demanda va a caer más todavía. Hay muy pocos gremios que están logrando reapertura de paritarias, o sea que la pérdida de poder adquisitivo es muy fuerte, también en jubilaciones y pensiones. Fíjese usted que, por otro lado, la AUH (Asignación Universal por Hijo) creo que está en alrededor de $1.500 o $1.600 y los planes Argentina Trabaja en $ 5.000, o sea que eso no va a significar un gran aumento de consumo que digamos.

ELM: El año que viene estamos en un año eleccionario y estamos hablando de un dólar alto, de una inflación que va a rondar el 50% anual, recorte a los jubilados, un presupuesto de un 15% para pagar la deuda externa en todo este contexto económico ¿Qué estrategia le queda al gobierno para ganar las elecciones?

EL: Es otro precio contestar eso. Pero yo creo que en éste momento se nota que la crisis económica se está colando al interior de Cambiemos. Porque todas estas disputas que hay internas de Carrió contra Garavano y compañía, hay disputas también entre la ministra Carolina Stanley y la ministra Bulrrich por los planes sociales y las movilizaciones. Hay una serie de discusiones entre el ala política del gobierno -llámese el ministro Frigerio, Larreta, Vidal, o Monzó en la Cámara de Diputados- frente a los tecnócratas, que no confían en ningún tipo de negociación política, tipo Durán Barba o el jefe de gabinete Marcos Peña. O sea hay discusiones a cuatro bandas, se está colando ahí.

Ahora ¿cuál es la gran fortaleza que tiene este gobierno? Y… la debilidad de la oposición.

Mientras la oposición siga como está, estamos hablando de oposición del peronismo en sus múltiples variantes, porque es la única oposición que puede llegarle a hacerle sombra en las elecciones. Fíjese un día como hoy (17 de octubre) , el día de la  lealtad peronista, no hay ni siquiera acuerdo para un solo acto, en una situación como la actual, que no es un año cualquiera éste.

La gran fortaleza es la debilidad de los demás, y la capacidad de maniobra que tiene el gobierno para agudizar esa debilidad, porque negocia con uno, negocia con otro, convoca a unos sí a otros no, trata dividir a los gobernadores, trata mantener de divididos a los gobernadores de los intendentes, a éstos y a otros con los dirigentes sindicales…

Hay una cuestión, que me parece que es muy importante coyunturalmente, que ha sido la reacción de ayer de todo el conjunto del sindicalismo denunciando y oponiéndose a la posible prisión de Pablo Moyano. Yo creo que ahí  fue una defensa corporativa, porque ellos se dan cuenta que, por más apoyo que los grandes dirigentes sindicales le han dado al gobierno, se dan cuenta que la ideología profunda de éste gobierno y también del Fondo es totalmente antisindical.

Primero empezaron por tipos absolutamente impresentables como estos de la Construcción, “caballo” Suárez, etc. pero ahora seguirían con Moyano y después les tocaría a los otros. O sea, han tenido una reacción bastante lógica y bastante interesante. La moneda está en el aire y hay que ver cómo cae.

ELM: Sobre el gobierno leí algo que me resultó muy interesante, allá cuando renuncia Caputo, que decía algo así como que a nivel estructural hay un cambio en el gobierno porque significa la pérdida, a la interna del gobierno, de poder los CEOS, de los empresarios y la asunción de los administradores, de los funcionarios.

EL: Bueno… Puede ser eso desde el punto de vista de que todo el poder en la materia económica lo tiene ahora Dujovne, que en realidad es un poder que le asigna el Fondo, el que está dirigiendo la economía es el Fondo.

Ahora, acá hubo un debate, una discusión interna, en el marco de la globalización, de dos grandes alas que hay entre los que manejan el capital financiero. Una el área de Wall Street, a la cual obviamente estaba ligado Caputo, el presidente del Banco Central, y que fue  la que perdió en ésta negociación, que son los más globalizadores;  y la otra, una versión neoliberal financiera más conservadora, que es la del equipo de Donald Trump, el equipo del Fondo Monetario y al cual estaría ligado Dujovne. Entonces, esa gran disputa internacional entre dos alas del capital financiero y de la globalización se expresaron acá en ésta disputa entre Dujovne y Caputo, y dónde perdió el ala ligada a Wall Street. Tal vez por eso se diga “hay esto”, pero lo que es cierto es que acá los administradores, los que están administrando la economía, es el Fondo Monetario Internacional. Fíjese que ahora ya se blanqueó que va a haber una delegación permanente aquí, una oficina, que hasta ahora funcionaba dentro del Banco Central, y que todos los días mandan un informe a Washington de la situación de la economía. Le llaman “monitores”. El control de la economía es total, total. O sea que, de administradores, nada...administran otros.

Acá en todo caso Dujovne es un ejecutor. Usted vio que en las  dos conferencias de prensa, una que hubo acá y otra que hubo en Washington, en que compartieron la mesa Dujovne con Christine Lagarde, la que habló fue Christine Lagarde, Dujovne no habló ninguna de las dos veces, o sea que está clarito como el agua quien manda.

ELM: Sabemos lo de la CGT, las fragmentaciones en la CTA, pero con esto de Moyano da la impresión de que esa acción del gobierno generó como reacción un acercamiento de posiciones incluso opuestas ¿no?

EL: Sí, dentro de la dirección de la clase trabajadora, dentro de la burocracia sindical, reaccionaron corporativamente por lo que yo le decía antes, para salvar sus propias cuentas.

Ahora yo creo que eso también le interesa a distintas fracciones del poder político, porque todo esto de las prisiones preventivas es muy delicado, porque están como en un supermercado legal, todo se vende en prisiones preventivas al por mayor, cuando la prisión preventiva -yo no conozco mucho la cuestión jurídica pero- entiendo que es una cuestión excepcional.

Y acá hay cualquier cantidad de gente con prisión preventiva. Hay una cantidad impresionante, a mí me parece que allí se está avanzando en un terreno muy delicado, donde crece el autoritarismo del gobierno.

Fíjese que al mismo tiempo que salía el pedido-  supuestamente iba a salir -  un pedido de captura para Pablo Moyano, la vicepresidenta del país daba por terminada la investigación en el caso del Correo Argentino.

Es realmente la otra cara de la moneda.

Es todo demasiado impúdico, demasiado evidente, pero, bueno, es el ejercicio del poder que hay ahora. En medio de esta situación económica tremenda que hay, situación política, el sometimiento al Fondo… En el centro del poder se dan lugar a la banalidad. Esto de la diputada Carrió de acusar al gobierno, de decirle que no le cree más y después decir que fue una bromita. Esto otro de que en medio de éste lío hay un verdadero gallinero, nada menos que en la Corte Suprema de Justicia, entre un ministro que se va y uno que ingresa, y se comportan como en un club de fútbol de cuarta ¿Es gente grande toda no? El otro este, Iguacel, el tipo depende del ministro de economía ¡Y no le avisa al ministro de economía! -que  está en Indonesia y dice: yo no se nada de esto- aumenta por su cuenta la factura de gas diciendo que los usuarios tenemos compensar a las empresas retroactivamente, como si todo el mundo no hubiera sufrido la devaluación, y después dan marcha atrás como si nada hubiera pasado.

Es la banalidad del poder, la superficialidad del poder. Pero bueno, digamos, como dicen los chicos en la calle, es lo que hay ¿no?

(1) El miércoles 17 de octubre el Indec publicó que la inflación en septiembre fue del 6,5% y acumula 32,4% en 2018

AUDIO descargar

 

Logo agenda

SUSCRIPCIÓN / para recibir información

Una vez por semana el colectivo elabora un boletín con las noticias más relevantes a nivel nacional e internacional

 
Our website is protected by DMC Firewall!