Fiscal De Luca pidió que se condene a Milani a 18 años de cárcel

La Sala II de la Cámara Federal de Casación Penal quedó en condiciones de resolver si confirma o no la absolución del ex jefe del Ejército César Milani. Se trata del caso por el secuestro y tormentos a Pedro y Ramón Olivera en la última dictadura militar en La Rioja. El fiscal  Javier De Luca pidió que se lo condene a 18 años de cárcel. 

(Anred) Argentina- “Resulta errónea la sentencia al concluir que el imputado obró sin dolo o que este no fue debidamente acreditado por las partes acusadoras”, afirmó el fiscal De Luca. Esos fueron los fundamentos al pedir que se revoque la absolución y se condene a Milani, según un dictamen presentado ante el máximo tribunal penal del país.

De Luca mantuvo las apelaciones presentadas por la fiscalía y las querellas contra la absolución de Milani en un juicio oral en La Rioja el 9 de septiembre último. “Ninguno de los testigos presenciales dudó en su individualización al brindar declaración testimonial y estas pruebas fueron arbitrariamente valoradas por los jueces”, agregó De Luca en su escrito.

El fiscal sostuvo que en el juicio los testigos también dieron cuenta de la presencia de Milani en los traslados al juzgado y dentro del despacho del secretario y el juez. “Se acreditó en autos que Milani era el único militar con ese apellido en toda la Provincia de La Rioja a la fecha de los hechos y que ni siquiera el juez militar actuante en la causa instruida en su contra puso en duda su intervención como autoridad militar en el proceso como lo hicieron los jueces aquí”, resaltó.

Y se puede inferir de que la absolución en la causa del militante del PRT, Alberto Ledo, también será apelado por el Ministerio Público Fiscal.

En el mismo dictamen pidió condenar a 20 años de prisión al por entonces juez Roberto Catalán, a quien en el juicio oral se dio una pena de cuatro años, quien actualmente goza del arresto domiciliario. Catalán formó parte de los grupos de tareas de ex jueces federales y ex fiscales federales que garantizaba la impunidad de militares, policías, entre otros imputados del terrorismo de Estado.

Causas pendientes de Milani

Como se informara por esta agencia el año pasado, el juez federal Daniel Rafecas envió al fiscal Jorge Di Lello la causa por enriquecimiento ilícito que se sigue para que disponga el envío del expediente a juicio oral y público.

La medida surge a partir de la tasación del cuerpo médico forense sobre uno de los inmuebles que compró Milani en La Horqueta, San Isidro, ya que no pudo justificar de dónde obtuvo el dinero. La compra de la casa se habría realizado en el 2010 por un valor de 1.500.000 pesos. Milani quiso justificar la compra diciendo que en 2009 había recibido un préstamo de 200 mil dólares por parte del condenado a perpetua en el juicio CCD “La Perla” Córdoba, Guillermo “El Nabo”  Barreiro, pero nunca lo pudo justificar en función de  sus ingresos así como tampoco tenía declarados los dólares ante las autoridades.

Recientemente la fiscal federal Alejandra Mangano lo imputó por “defraudación al Estado” por la selección de una empresa norteamericana para la adquisición de puentes móviles en noviembre de 2014. La causa volvió a avanzar tras una serie de exhortos a Estados Unidos para reconstruir el circuito del proceso de licitación y adjudicación y la etapa del desenvolvimiento de la concesión “como partes de una misma maniobra compleja” precisaron fuentes judiciales.

En síntesis, el cordobés Milani le espera un 2020 en que la Justicia decidirá sobre su rol en la década de los 70, cuando era subteniente.

Our website is protected by DMC Firewall!