Red Eco Alternativo ***

“Queremos seguir participando en el armado de las currículas”

Nuevamente la Ciudad de Buenos Aires tiene a buena parte de sus escuelas medias en conflicto. Los estudiantes rechazan la implementación del programa educativo NESC (Nueva Escuela Secundaria de Calidad) y reclaman la implementación de reformas edilicias. En diálogo con La Revancha, Valentina Lodigiani, delegada estudiantil del Julio Cortázar, afirmó: “ante todas las amenazas le decimos a Macri que vamos a salir con mucha más fuerza a defender la educación pública”. (Por Nicolás De la Barrera, La Revancha)


“Tenemos dos reclamos principales, que tienen que ver con la reforma de las currículas de las escuelas secundarias y con el problema edilicio. Lo que se busca es homologar los títulos y disminuir el nivel educativo de la Ciudad de Buenos Aires”, afirmó Lodigiani.
Hasta el momento, los colegios tomados por sus alumnos son el Rogelio Yrurtia, Aída Mastrazzi, Cerámica 1, Lola Mora, Mariano Acosta, Lengüitas (Spangenberg), Julio Cortázar y Claudia Falcone, Lenguas Vivas y Mariano Moreno.
“Queremos seguir participando en lo que tiene que ver con el armado de las cajas curriculares. Por otro lado, esta reforma necesita más espacio y materiales en los colegios que es un espacio que hoy no existe”, aseguró Lodigiani. La estudiante además describió que en algunas instituciones hay clases que se dan en los pasillos o en los patios. “En algunos colegios se está cruzando los turnos. En este contexto donde se están cayendo a pedazos los edificios quieren aplicar una reforma que necesita mucho material y mucho espacio y claramente no van a salir las cosas bien”, agregó la representante del Cortázar.
Los estudiantes además denuncian la existencia de una persecución política hacia ellos y a los docentes que desean participar de las protestas y que durante las tomas les cortan el agua y el gas en los colegios. “El gobierno de la Ciudad está llamando a los padres de primer año para ofrecerles vacantes en otros colegios con la excusa de que sus hijos no están escolarizados”, advirtió Lodigiani.
Aunque no quiso adelantar próximas medidas de protesta, la vocera del Cortázar adelantó: “estamos viendo de abrir el proceso de las tomas a otros sectores de la comunidad educativa porque hay una persecución política muy grande y entendemos que vamos a necesitar el apoyo y la fuerza de todos para poder sobrellevarlo”.
Los estudiantes también reclaman por los salarios atrasados y la reducción de horas de clases de algunos docentes y para que se deje sin efecto la línea 0800 en la cual se denuncian actividades políticas dentro de los colegios. “Tenemos la fuerza para torcerle el brazo al macrismo”, añadió la vocera del Cortázar.

 

Audio completo:

 
DMC Firewall is a Joomla Security extension!