Red Eco Alternativo ***

A cuatro sube la cifra de muertos por protestas mineras en Perú

perurepresion.jpg

Tras el anuncio de emergencia decretado por el Gobierno peruano, este martes se registraron nuevos enfrentamientos entre pobladores y la Policía nacional del país que dejaron dos muertos y siete heridos. El alcalde de Espinar, Óscar Mollohuanca denunció masacre de la policía, mientras que el Gobierno acusa a "gente extremista que está atacando a la autoridad".


Nuevos enfrentamientos entre la Policía peruana y manifestantes en Espinar, en la provincia de Cusco (sur) dejaron este martes un saldo de dos muertos y siete heridos producto a pesar del Estado de emergencia anunciado por el gobierno de Ollanta Humala este lunes.
El enviado especial de teleSUR en Perú, Aldo Rodrigo, confirmó esta información y la de la detención del dirigente Herbert Huamán.
perurepresion_1.jpg"Hace algunos minutos se ha producido un nuevo disturbio entre los pobladores y la policía, que reportó el incremento de la cifra a cuatro muertos, siete heridos y que produjo la detención del dirigente Herbert Huamán", dijo.
De acuerdo con las autoridades locales, las dos últimas víctimas murieron en Tintaya Marquiri, un municipio al que se habían trasladado cientos de manifestantes tras la intensa jornada del lunes.
Previamente el vicepresidente del Gobierno Regional de Cusco, René Concha Lezama, había dicho que este martes la provincia de sureña del Cusco se encontraba en normalidad luego de que el Gobierno del presidente Ollanta Humala declarase la medida debido a las protestas violentas suscitadas que dejaron dos muertos y 64 heridos, 24 manifestantes y 40 policías.
“Por el momento hay tranquilidad, si bien los comercios aún no han abierto y no se ve transporte, aparentemente por cierto temor, esperemos que durante el día empiece a normalizarse”, manifestó.
El periodista Aldo Rodrigo informó que pese a los últimos enfrentamientos, "se respira en la región una tensa calma en la que algunos comercios han abierto sus puertas".
El Gobierno peruano declaró en estado de emergencia la provincia de Espinar a raíz de los enfrentamientos de manifestantes antimineros contra la empresa minera suiza Xstrata y las fuerzas del orden.
La medida anunciada por el gobierno de Ollanta Humala tiene una vigencia de 30 días, en los cuales se suspenden las garantías constitucionales referidas a la libertad y seguridad personal, inviolabilidad de domicilio y el derecho de reunión y de tránsito.
Concha Lezama explicó que la solución en Espinar pasa por reestablecer el diálogo entre los pobladores y los delegados del gobierno peruano para analizar las demandas impuestas y proponer salidas pacíficas al conflicto.
“El diálogo es muy importante en estos casos, es lo mejor que se puede hacer para propiciar el desarrollo. La instalación de una comisión multisectorial será de mucha ayuda”.
Desde el pasado 21 de mayo, pobladores del Espinar se encuentran de paro contra las operaciones de la empresa minera Xstrata Tintaya, a la cual responsabilizan de contaminar los ríos de la zona y dañar los ecosistemas de la zona.
Denuncian masacre de la policía
El alcalde de Espinar, Óscar Mollohuanca denunció este martes que los policías “dispararon a quemarropa” a los pobladores, contradiciendo la versión del Gobierno, que señaló que los agentes usaron sus armas en defensa propia durante los enfrentamientos registrados este lunes.“Nosotros sólo usamos piedras para defendernos cuando nos atacaban”, indicó Mollohuanca.
El alcalde mostró su desacuerdo con el estado de emergencia decretado por el Ejecutivo, afirmando que esto no solucionará los problemas. “Yo participaré de manera restringida bajo la imposición de reglas que implican una situación de emergencia. No veo expectativas y menos que se logre una solución. Se agranda el problema y se retrasan las soluciones”.
Fuente: teleSUR

SUSCRIPCIÓN / para recibir información

Una vez por semana el colectivo elabora un boletín con las noticias más relevantes a nivel nacional e internacional

 
DMC Firewall is a Joomla Security extension!