Apoyo internacional a Los 5

La solidaridad internacional con los cinco antiterroristas cubanos presos en EEUU, expresada en la reciente audiencia de apelación en la Corte de Atlanta, subrayó la injusticia de las condenas dictadas contra ellos.

loscinco.jpg











(Red Eco) EEUU – La presencia de personalidades del mundo jurídico y de organizaciones gremiales y políticas en la sala donde los jueces escucharon los alegatos de la fiscalía y la defensa, mostró la insuficiencia del cerco de silencio tendido alrededor del caso de los Cinco.
La causa por las liberaciones de Antonio Guerrero, Fernando González, Ramón Labañino, Gerardo Hernández y René González -defendida por Cuba y por una cada vez más intensa campaña internacional- tuvo ayer un buen momento cuando varios juristas latinoamericanos que presenciaron la vista oral en Atlanta, consideraron que son válidas las demandas de la defensa de los cinco hombres por probar que el juicio federal que se les siguió en Miami, Florida en 2001 fue parcial e injusto y la penas -tres de ellas de cadena perpetua- merecen ser revertidas.
Los cubanos estaban en EEUU cumpliendo una misión para las autoridades de su país contra grupos con sede en Miami que suelen preparar o lanzar acciones terroristas anticubanas. Una figura tan destacada como el italiano Fabio Marcelli, de la Asociación de Juristas Demócratas, reclamó la anulación de las sanciones impuestas a los cubanos mientras el abogado chileno Juan Guzmán, entre otros, pidió su inmediata liberación.
Para el jurista chileno Juan Guzmán, quien alcanzó notoriedad por llevar a juicio al ex dictador de su país Augusto Pinochet, dijo a un programa de la televisión cubana, que trató el tema en la tarde del lunes, que "quedó claro que Miami no era el lugar adecuado para el juicio, porque los jurados estaban muy presionados y hasta asustados". El jurista asistió a la vista oral de apelación en Atlanta. "No había ni imparcialidad ni objetividad por parte del jurado", subrayó.
La base de la apelación actual en favor del grupo es que, precisamente, el jurado en ese proceso se vio presionado e influido por la atmósfera contra Cuba que prevalece en Miami, mientras que la fiscalía tuvo motivaciones netamente políticas.
Los abogados defensores de los cinco dijeron al panel de jueces que "la conducta impropia del gobierno constituyó una flagrante violación durante todo el proceso, que incluyó la falsedad de cargos imputados, la promoción de un ambiente hostil y la manipulación de la evidencia y del jurado". También se refirieron a la arbitrariedad del proceso por la falta de evidencia que sustente las principales acusaciones que dieron lugar a las sentencias "irracionales e injustificables".
Para Guzmán "después de esta audiencia, deben dictar la sentencia para que estos jóvenes salgan inmediatamente de la cárcel. Creo que esos jueces deben dormir bien por el resto de sus días, y si quieren dormir con la conciencia tranquila deben exculparlos, liberar a los cinco cubanos".
Durante el día, Irma González, hija de uno de los prisioneros, dijo a la prensa que en las condenas contra el grupo pudo notarse claramente la hipocresía de Washington. Para Washington "hay un buen terrorismo y un mal terrorismo", expuso. "Hay mucha hipocresía. Para ellos la vida de los cubanos no vale nada. Entonces tú puedes poner bombas en nuestros hoteles, hacer cualquier cosa en Cuba, pero si alguien hace algo en EEUU, entonces se habla de terrorismo muy dañino", precisó.
Fuente: World Data Service, Prensa Latina

DMC Firewall is a Joomla Security extension!